El puente romano

puente Puente de origen romano que ha sufrido numerosas reconstrucciones durante los siglos XII, XIV y XVIII.

En tiempos romanos, marcaba la salida de Vía XIX, del Itinerario Antonino, que iba de Lucus Augusti (Lugo) a Bracara Augusta (Braga), pasando por Iria Flavia (Padrón). Por él se accedía a la ciudad de Lucus Augusti por la actual Calzada da Ponte, que en zigzag alcanzaba la Porta Miñá de la muralla.
Está construido en sillería y esquisto. Acaba de ser rehabilitado y hecho peatonal. El pavimento actual es rustico, de ladrillo encastrado, pero no presenta complicaciones para desplazarse sobre él con una silla de ruedas. Al lado del puente hay un aparcamiento con buena pavimentación que nos permite acceder hasta el puente o al paseo que va hacia la antigua fábrica de la luz al lado de la cual se ubica la pasarela peatonal sobre el río, también accesible.
Hay una bella vista del puente desde el paseo de las cuestas del parque.

Imprimir